Manzanilla (Matricaria Chamomilla)

Conocida desde la antigüedad como la flore de la piel. Su acción calmante, relajante y antiinflamatoria la hacen ideal para pieles sensibles y para los bebes.

Aplique una pequeña cantidad en una esponja o directamente sobre la piel mojada y masaje en forma pareja activando su sistema circulatorio y disfrutando del baño con aceites esenciales.